En un estudio publicado en el número de febrero de 2006 de la revista Nutrition, se informó de que la administración de suplementos del aminoácido L-Carnitina a los pacientes de cáncer reducía la fatiga y los altos niveles de estrés oxidativo que se observan comúnmente en los pacientes de cáncer avanzado.

La carnitina es un aminoácido que participa en la producción de energía en el cuerpo. Los pacientes de cáncer pueden correr el riesgo de sufrir una deficiencia de carnitina debido a la disminución de su ingesta calórica y al aumento de sus necesidades metabólicas, además de la interferencia de la absorción y la síntesis de carnitina, y el aumento de la excreción causada por los medicamentos de quimioterapia.

Para el estudio, los investigadores de la Universidad de Cagliari, en Moserrato (Italia), inscribieron a 12 hombres y mujeres que estaban siendo tratados por tumores avanzados y que informaron de fatiga y/o tenían altos niveles sanguíneos de especies reactivas de oxígeno. Se administraron 2gr. de L-Carnitina 3 veces al día durante 4 semanas, durante las cuales los pacientes siguieron recibiendo tratamiento contra el cáncer. La fatiga, la calidad de vida en relación con los niveles de estrés oxidativo, la composición corporal y las citoquinas inflamatorias se evaluaron antes del período de tratamiento, a las 2 y 4 semanas.

Si bien los niveles de citoquinas proinflamatorias permanecieron básicamente iguales, los niveles de especies de oxígeno reactivo disminuyeron en el curso del estudio. La fatiga disminuyó significativamente, mientras que la masa corporal magra y el apetito aumentaron después de la suplementación con L-Carnitina.

Los autores creen que la fatiga que experimentan las personas con cáncer es principalmente una consecuencia de la caquexia. Concluyen que «la mejora de los síntomas con respecto a la fatiga y la calidad de vida en relación con el estrés oxidativo puede explicarse principalmente por un aumento de la masa corporal magra, que puede considerarse el parámetro nutricional o funcional más importante para evaluar el estado caquéctico de los pacientes». Desde este punto de vista, la fatiga con síntomas relacionados puede considerarse un importante componente del síndrome de caquexia por anorexia relacionada con el cáncer.»

Write a response … Close responses

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You might also like